Cómo hacer pollo rebozado.

Cómo hacer pollo rebozado.

En este artículo te mostraremos cómo hacer pollo rebozado de manera fácil y deliciosa. Aprenderás los pasos clave para lograr un exterior crujiente y un interior jugoso. ¡Sorprende a tu familia con este plato clásico de la cocina!

Índice
  1. ¿Cómo rebozar bien?
  2. ¿Qué tipo de rebozados hay?
    1. ¿Cuánto dura el pollo rebozado en la nevera?
    2. ¿Cuántas calorías tiene el pollo rebozado?
    3. Pollo rebozado con harina

¿Cómo rebozar bien?

Para rebozar bien el pollo, es importante seguir estos pasos:

1. Preparar los ingredientes necesarios: pollo cortado en trozos, harina, huevo batido, pan rallado y especias al gusto.
2. Mezclar las especias con el pan rallado en un plato hondo, esto le dará sabor al rebozado.
3. Pasar cada trozo de pollo por harina, asegurándose de que quede bien cubierto.
4. Luego, sumergir el pollo enharinado en el huevo batido, asegurándose de que quede completamente cubierto.
5. Finalmente, rebozar el pollo en la mezcla de pan rallado y especias, presionando suavemente para que se adhiera bien.
6. Calentar aceite en una sartén y freír el pollo rebozado hasta que esté dorado y crujiente por fuera, y cocido por dentro.

Recuerda que el rebozado adecuado le dará al pollo una textura crujiente y sabrosa. ¡Disfruta de tu pollo rebozado casero!

¿Qué tipo de rebozados hay?

Existen diferentes tipos de rebozados que se pueden utilizar al hacer pollo rebozado. Algunos de los más comunes son:

1. Rebozado tradicional: Se realiza con una mezcla de harina, sal, pimienta y especias. El pollo se pasa por esta mezcla y luego se fríe hasta que esté dorado y crujiente.

2. Rebozado con huevo: En este caso, el pollo se pasa primero por harina y luego se sumerge en huevo batido antes de freírlo. Esto le da un rebozado más suave y jugoso.

3. Rebozado con pan rallado: En lugar de utilizar harina, se utiliza pan rallado para cubrir el pollo. Esto le da una textura más crujiente y un sabor diferente al plato.

4. Rebozado con corn flakes: Algunas recetas utilizan corn flakes triturados en lugar de pan rallado para obtener un rebozado aún más crujiente.

Estos son solo algunos ejemplos de los diferentes tipos de rebozados que se pueden utilizar al hacer pollo rebozado. La elección del rebozado dependerá del gusto personal y de la textura y sabor que se desee lograr.

¿Cuánto dura el pollo rebozado en la nevera?

El pollo rebozado puede durar en la nevera hasta 3-4 días si se almacena adecuadamente en un recipiente hermético.

¿Cuántas calorías tiene el pollo rebozado?

El pollo rebozado tiene un alto contenido calórico debido al proceso de fritura. No es posible determinar la cantidad exacta de calorías sin conocer la receta y los ingredientes utilizados. Sin embargo, generalmente el pollo rebozado puede contener alrededor de 250-350 calorías por cada 100 gramos. Recuerda que las calorías pueden variar dependiendo del tipo de harina utilizada y la cantidad de aceite absorbido durante la fritura. Es importante tener en cuenta el tamaño de las porciones y moderar el consumo para mantener una alimentación equilibrada.

Pollo rebozado con harina

Para hacer pollo rebozado, necesitarás los siguientes ingredientes: pollo, harina, huevo, pan rallado, sal, pimienta y aceite para freír.

En primer lugar, corta el pollo en trozos del tamaño deseado. Luego, sazona el pollo con sal y pimienta al gusto.

A continuación, prepara tres platos hondos. En el primero, coloca harina, en el segundo bate los huevos y en el tercero pon el pan rallado.

Toma cada trozo de pollo y pásalo primero por la harina, asegurándote de que quede bien cubierto. A continuación, sumérgelo en el huevo batido y finalmente, cúbrelo con el pan rallado. Repite este proceso con todos los trozos de pollo.

Una vez que todos los trozos de pollo estén rebozados, calienta abundante aceite en una sartén grande a fuego medio-alto. Asegúrate de que el aceite esté lo suficientemente caliente antes de añadir el pollo.

Cuando el aceite esté caliente, coloca los trozos de pollo rebozados en la sartén, cuidando de no amontonarlos. Fríe el pollo durante unos 5-7 minutos por cada lado, o hasta que estén dorados y crujientes.

Una vez que el pollo esté bien cocido y dorado, retíralo de la sartén y colócalo sobre papel absorbente para eliminar el exceso de aceite.

¡Y eso es todo! Ahora puedes disfrutar de un delicioso pollo rebozado con una textura crujiente y sabrosa.

Recuerda sazonar bien el pollo antes de rebozarlo y asegurarte de que el aceite esté caliente para obtener unos resultados óptimos.

En este artículo, aprenderás cómo hacer pollo rebozado de manera fácil y deliciosa. El pollo rebozado es un plato clásico que gusta a todo el mundo, y con esta receta podrás prepararlo en casa y sorprender a tu familia y amigos.

Para empezar, necesitarás ingredientes simples y fáciles de encontrar, como pechugas de pollo, harina, huevo, pan rallado y especias al gusto. También puedes agregar otros ingredientes para darle un toque extra de sabor, como ajo en polvo, pimienta, paprika u otras especias que te gusten.

El primer paso es cortar las pechugas de pollo en trozos del tamaño que desees. Luego, en un recipiente aparte, mezcla la harina con las especias y sazona al gusto. En otro recipiente, bate los huevos hasta que estén bien mezclados.

A continuación, toma cada trozo de pollo y pásalo primero por la harina sazonada, asegurándote de cubrirlo completamente. Luego, sumérgelo en el huevo batido, asegurándote de que esté bien cubierto. Por último, pásalo por el pan rallado, presionando ligeramente para que se adhiera bien.

Una vez que todos los trozos de pollo estén rebozados, calienta aceite en una sartén a fuego medio-alto. Cuando el aceite esté caliente, añade los trozos de pollo y fríelos hasta que estén dorados y crujientes por fuera, y cocidos por dentro. Esto debería tomar de 5 a 7 minutos por cada lado, dependiendo del tamaño de los trozos de pollo.

Cuando el pollo esté listo, retíralo del aceite y colócalo sobre papel absorbente para eliminar el exceso de grasa. Sirve caliente y acompáñalo con tus salsas favoritas, como ketchup, mayonesa o salsa barbacoa.

¡Y eso es todo! Ahora puedes disfrutar de un delicioso pollo rebozado casero en cualquier momento. Esta receta es perfecta para una comida rápida y sabrosa, y seguramente será un éxito en cualquier ocasión. ¡Buen provecho!

Si te gustaría conocer otros artículos similares a Cómo hacer pollo rebozado. puedes visitar la categoría Receta.

Sofía Martínez

Sofía Martínez

¡Hola! Soy Sofía Martínez, la creadora y autora de "El mundo de Sofía". Soy una apasionada del conocimiento y me encanta compartir mis experiencias y conocimientos en una amplia variedad de temas. Mi objetivo es brindarte consejos útiles y soluciones creativas para hacer tu vida más fácil y emocionante. Te invito a explorar mi blog y unirte a esta comunidad de aprendizaje y crecimiento. ¡Te espero en "El mundo de Sofía"!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir

Este sitio web utiliza cookies para ofrecerle una mejor experiencia de navegación, si continua en navegando consideramos que acepta su uso. Leer más